20 enero 2015

Páginas

La página tiene una existencia solapada. Perdida entre sus hermanas bajo las cubiertas de un libro, o elegida especialmente para contener ella sola unos limitados garabatos; pasada, arrancada, marcada con un doblez, perdida o recordada, destacada o borrosa, leída por encima o inspeccionada, la página entra en nuestra conciencia de lectores sólo como un marco o continente de lo que queremos leer. Con su estructura frágil, apenas corporal en sus dos dimensiones, los ojos la perciben vagamente mientras siguen el rastro de las palabras. Como un esqueleto que sostiene la piel de un texto, la página desaparece tras su propia función, y en esa naturaleza tan poco atractiva se encuentra, precisamente, su fuerza. La página es el espacio del lector, también su tiempo. Al igual que los números cambiantes de un reloj electrónico, va marcando las horas, una condena a la que nosotros, como lectores, debemos someternos. Podemos volver lenta o acelerar nuestra lectura, pero más allá de lo que hagamos, en nuestra actividad de lectores el transcurso del tiempo siempre estará marcado por la vuelta de una página. La página limita, corta, extiende, censura, reestructura, traduce, acentúa, desactiva, tiende un puente y separa de nuestra lectura aquello que con tanto ardor pretendemos reivindicar. En ese sentido, el acto de leer es un conflicto de poderes, entre el lector y la página, sobre el dominio del texto. Por lo general, gana la página.

[Alberto Manguel traza una "Breve historia de la página" en su Nuevo elogio de la locura.]

***





[The Art of Google Books es un espacio que recoge "incidencias" en el escaneo de libros por parte de Google Books. Páginas que vuelan, se distorsionan, dedos que interfieren en la lectura, o la poca destreza de algunos trabajadores pasando páginas, como el que literalmente "vemos" romper la página 227-228 en las dos últimas imágenes, pues hay una rotura en el verso que no existía cuando se escaneó el recto...]

18 enero 2015

12 enero 2015

¿Dónde?
















Para acabar de redondear la entrada de la semana pasada, debería hablar también de este otro rincón que hemos creado, a caballo entre 2014 y 2015, en Internet. Se trata de un blog que va a ir recogiendo todo el material relacionado con una jornada profesional que tendrá lugar el próximo 30 de enero y que es de especial interés para tod@s aquell@s bibliotecari@s que trabajan en secciones infantiles de bibliotecas, pero también para cualquier persona que profesionalmente esté vinculada a la infancia y que crea que el espacio en el que los niños y las niñas desarrollan sus actividades es de vital importancia para su educación, la formación de su personalidad, su gusto, su creatividad, etc...

Un equipo de personas vinculadas al grupo de trabajo de bibliotecas infantiles del COBDC hemos estado actualizando este blog durante las últimas semanas con bibliografía, artículos encargados a arquitec@s que han trabajado el tema de la infancia, fotografías de espacios infantiles de diferentes bibliotecas, etc... y seguiremos alimentándolo una vez la jornada haya tenido lugar con los contenidos que se generen durante las charlas del día, así como del curso vinculado a la jornada que se impartirá posteriormente en el COBDC.

Si os interesa el tema, ¡todavía estáis a tiempo de inscribiros!
Y si os parece interesante y nos ayudáis con la difusión (en vuestro Facebook, Twitter, Blog, Instagram, etc...), gracias por adelantado :-)

-

Más información.
- Programa de la jornada de trabajo "Els espais per a infants i joves a les biblioteques".
- Programa del curso "Co-Creació d'espais infantils i juvenils per a biblioteques".

09 enero 2015

Ir y venir

2014 ha sido el año de estrenarme en algunos nuevos rincones de Internet, y también de abandonar otros (porque, aparentemente, no hay tiempo para estar en todas partes. ¡Oh sorpresa!).

Así, este año pasado abrí sucursales en...

... lavidaestabaagotadaenmi.tumblr.com (con las fotos de "Stendhal").
... lecturasnoobligatorias.tumblr.com (junto con Carmen g. Aragón aka Jean Murdock).
... pasameotragamba.tumblr.com (junto con Chus Díaz aka mondonrino).

Y dada mi tendencia natural de los últimos tiempos hacia la mudanza, he tenido que abandonar el 3º 1ª de Llibres al replà. Allí compartí comunidad de vecinos con Joan Portell, Glòria Gorchs, Pep Molist, Ignasi Blanch y Àngel Burgas, y tuve la oportunidad de escribir algunos artículos sobre literatura infantil y juvenil de los que estoy especialmente orgullosa...

... la entrevista a Carmen g. Aragón a raíz de la publicación de la agenda del estudiante de Thule.
... un repaso a los 15 puntos de John Vernon Lord a través de 15 álbumes ilustrados.
... la crónica de la segunda jornada LECXIT (en la que tuve el placer de poder escuchar las conferencias de Laura Borràs y Gustavo Martín-Garzo).
... un texto sobre el cómic Senyor Romaní de Carme Pons y Miguel Bustos (que me permitió de paso hablar un poco sobre cómic infantil en general).
... la crónica de la charla sobre libros infantiles relacionados con las cifras y los números (que impartió Teresa Duran en la Facultad de Biblioteconomía de la UB).
... un artículo sobre el libro Errata: les tribulacions de l'impressor Prim.
... una reseña sobre el libro Llibres! (recuperado de los años 50 por Gustavo Gili).
... un especial por Sant Jordi 2013 (en el que tres libreros LIJ de Barcelona - Oblit de Casa Anita, Paula de Llibreria Al·lots y Ricardo de Abracadabra - recomendaban tres libros cada uno).

Me alegra comunicarles que el 3º 1ª no queda vacío. Hemos encontrado una nueva inquilina, que me tomará el relevo en este blog sobre libros no aptos para personas-mayores-que-no-leen-tonterías. No dejen de visitarlo, porque las opiniones de estos seis habitantes de la escalera más LIJ de Internet son de las que vale la pena escuchar, y dado que cada vez es más difícil que sus voces se oigan en la prensa escrita, que estén dispuestos a compartir sus descubrimientos con nosotros a través de Internet es, verdaderamente, un auténtico lujo.

Y yo, mientras tanto, sigo con lo mío.
A veces más dispersa.
A veces más inspirada.
A veces más prolífica.
Algunas otras más taciturna.

Nadie sabe cómo será este 2015.
Veremos.

05 enero 2015

Leer el eco

Las metáforas se construyen sobre metáforas y las citas sobre citas. Para Montaigne, para Thomas Browne, para Martin Buber, para Anne Carson, las palabras de otros son un vocabulario de citas con las que expresar sus propios pensamientos. Para Joyce, para Eliot, para Borges, para Lawrence Sterne, esas otras palabras son sus propios pensamientos, y el acto mismo de ponerlas por escrito transforma esas palabras imaginadas por otros en algo nuevo, reimaginado a través de una entonación diferente o un contexto distinto. Sin esa continuidad, ese hurto, esa traducción, no habría literatura. Y a través de ese comercio, la literatura permanece inmutable, como las cansadas olas, mientras el mundo que la rodea cambia.
-
Alberto Manguel en Nuevo elogio de la locura.

***

I can’t remember the last time I referred to something that wasn’t a reference to something else.
¿magnificentruin?

(Hace más de un año reblogueé esa frase, reblogueada a su vez por Jonathan Odden a través de
magnificentruin.com, quién sabe si reblogueada también de otra parte. Por desgracia ignoro su
autoría. Toda información al respecto será bienvenida, porque esta es la verdad que atañe a
todo: somos mezcla, huellas, herencia; somos combinaciones. Todo es fronterizo, nada es puro,
y prácticamente siempre hablamos de lo mismo, pero siempre distinto, aunque nos digan lo
contrario casi todo el tiempo. Por eso no tiene sentido el fundamentalismo, ya sea racial,
religioso, patriótico o sexual, por no hablar del fundamentalismo de lo «normal»; ni siquiera el
fundamentalismo del «afundamentalismo». Nada nos es ajeno, nada nos es extraño, porque
todos estamos hechos de lo mismo. El otro soy yo; la gente somos todos, aunque siempre nos
parezcan «los demás». Todo viene de algún sitio, pasa por nosotros, un poco se queda, otro se
va. Las lenguas se prestan vocablos, se solapan. Las razas también, los sexos. Las religiones
comparten dioses, mitos. Es un flujo infinito en esta bola que lo guarda todo. Todo lo que está
muerto y todo lo que está vivo está aquí dentro, piensa en eso. Encima de la tierra y debajo del
mar, en el aire que respiras, en las moléculas, ya sea en forma de alga o de estrella, de estiércol
o de carne. Esto es como un pepino de mar que engulle por el cabo y excreta por el rabo. Todo
lo filtra y todo lo aprovecha, nada muere y todo se transforma, y todo, todo, se persigue. Esto es
la eternidad.)
-
Jean Murdock, alias Carmen G. Aragón, en "De los náufragos sin isla a los monstruos que son y no son" (que de momento es un artículo que pueden leer haciendo click en el enlace, pero esperemos que crezca hasta convertirse en algo más), publicado en la primera entrega de Blue Gum.

03 enero 2015

De vez en cuando

A pesar del grosor que tomaba el vacío en mis pensamientos, estaba segura de permanecer en la espera y no en el aburrimiento. De vez en cuando, lloraba, también.

De vez en cuando, dejamos de comprender el lugar que ocupa lo real.

De vez en cuando, tengo ideas enormes que se me aparecen por encima, como grandes nubes. Entonces me las trago, me vuelvo inmensa, ligera, fuera del tiempo, y todo es posible.

De vez en cuando, era muy doloroso, pero a la vez increíblemente apasionante. Sentía una ridícula agitación de lo imaginario que se desbordaba por todas partes y me llenaba por completo las manos, la boca.

***

De vez en cuando está bien leer a sorbitos De vez en cuando, de Anne Herbauts.
[Vacío y lleno. Nada y todo. Real e imaginario. Gritos y silencios. Interior y exterior. Posible e imposible.]

02 enero 2015

2014

... el año que empezó radiante.
... el año que se me atascó en verano.
... el año en el que, de pronto, empecé a tener ganas de leer poesía.
... el año que por fin encontré hueco para el ensayo.

He sido incapaz de encontrar la lista de los libros que más me gustaron de 2013.
A pesar de que no exista, este año les traigo lo que más me ha gustado de todo lo que leí el pasado 2014.
Por supuesto, no se trata sólo de novedades, pero... ¿qué más da?

[Cuando terminen con la lista... ¿pasarán por los comentarios a dejarme alguna sugerencia para este 2015? Siete de los diez libros de esta lista han sido recomendaciones de amigos, conocidos, etc... así que parece que hacer caso de lo que me recomiendan realmente funciona...]

El secreto, de Donna Tartt [la novela más cinematográfica que he leído en mucho tiempo]

Intimidad, de Hanif Kureishi [novela]

Sé que el amor es un trabajo sucio; tienes que mancharte las manos. Si te mantienes a distancia, no sucede nada interesante. Además, debes encontrar la distancia adecuada entre las personas. Si están demasiado cerca, te aplastan; si están demasiado lejos, te abandonan. ¿Cómo mantenerlos en la situación adecuada?

Los Modlin, de Paco Gómez [la bizarra biografía fragmentaria de la familia Modlin]

Las ventajas de ser un marginado, de Stephen Chbosky [novela juvenil]

Querido amigo.
¡Me siento genial! Lo digo en serio. Tengo que acordarme de esto la próxima vez que tenga una semana horrible. ¿Alguna vez te ha pasado? Que te sientes fatal, y después se te pasa, y no sabes por qué. Intento recordarme a mí mismo cuando me siento así de bien que llegará algún día otra semana horrible, así que debería almacenar el mayor número posible de detalles buenos para, durante la próxima semana horrible, poder recordarlos y creer que me volveré a sentir bien de nuevo. No funciona demasiado, pero me parece importante intentarlo.

Barba Azul, de Amélie Nothomb [hilarante reinterpretación del cuento clásico]

¡Melisande! ¿Qué son los sueños?, de Hillel Halkin [novela]

Yo no quería morir, nunca. Quería contemplar un millón de puestas de sol, amar a un millón de mujeres, caminar por un millón de calles y carreteras solitarias. Mil vidas no bastarían. A veces, convencido de que había caído mortalmente enfermo, me daba miedo no tener ni siquiera una vida.

You’re all just jealous of my jetpack, de Tom Gauld [tiras cómicas muy literarias; de momento, sólo en inglés]

Moo Pak, de Gabriel Josipovici [novela]

Ceder al caos, dijo, significa renunciar por completo a la idea de arte y conocimiento; negar la confusión y el caos significa producir algo que no tiene la menor relación con lo que somos. Ahí, dijo, están la paradoja y el desafío. Los ladridos de los perros y las alabanzas colectivas de Dios, el asesinato de millones de personas y la alegría de un individuo con el juego de la luz del sol sobre las hojas, la absoluta falta de sentido de la vida y la gratitud por estar vivos. Nuestro arte debe reflejar ambas cosas, o de lo contrario no valdrá nada, o menos que nada, un estorbo para la alegría y la comprensión.

Pensar la arquitectura, de Peter Zumthor [ensayo sobre algo más que arquitectura]

Metales pesados, de Carlos Marzal [poesía]

Algo de ti se encuentra sumergido
y sale a flote, indemne, en las palabras.

***

Carmen, Juan, Piu, Glòria, Alfonso, Paula y Jordi me despertaron las ganas de leer uno o varios de estos libros. Gracias por contagiarme :-)